Bolsonaro usa a Ucrania como pretexto para impulsar un polémico cambio legal sobre las tierras indígenas

[NAIARA GALARRAGA GORTÁZAR / El País / 10 de marzo 2022]

La conexión entre la invasión rusa de Ucrania y las tierras indígenas de Brasil es mucho más tenue de lo que al presidente Jair Bolsonaro le gustaría. Con el falso argumento de que la respuesta a la temida escasez de fertilizantes por la guerra ucrania está en las reservas indígenas, el mandatario brasileño logró este miércoles por la noche que la Cámara dé un primer paso para aprobar un polémico proyecto de ley que pretende levantar el veto a las actividades mineras en esas tierras. Mientras sus señorías votaban, en la explanada ante el Congreso miles de personas escuchaban música y discursos. El cantante Caetano Veloso encabezaba un concierto para convencer a los parlamentarios de que rechacen los proyectos legislativos dañinos para el medioambiente y los indígenas.

Los diputados ganaron esta vez el pulso a Caetano Veloso, principal símbolo de la bossa nova y uno de los artistas más queridos por la izquierda brasileña. La Cámara baja convocó la sesión para coincidir con el evento reivindicativo. Aprobó con gran holgura (279 síes, 180 noes) tramitar el controvertido proyecto por la vía de urgencia. Es decir, que podría ir directamente al pleno, sin pasar por comisión. Ahora mismo las tierras indígenas, que suponen el 12% del territorio brasileño, son legalmente intocables, no se pueden explotar comercialmente.

“Esta crisis entre Ucrania y Rusia es una buena oportunidad para nosotros. Tenemos un proyecto de ley en el Congreso que permitirá explotar esas tierras indígenas”, declaró este lunes en una entrevista Bolsonaro. Para los ambientalistas, esta norma es un guiño del ultraderechista a los garimpeiros, los miles de brasileños que extraen ilegalmente el oro y otros minerales en tierras indígenas, causando graves daños a la salud de los nativos y al medioambiente. Esta actividad clandestina ha dejado de ser artesanal, ahora se perpetra a gran escala.

Una mujer del movimiento indígena brasileño, este jueves, con su hijo en el evento encabezado por Caetano Veloso.
Una mujer del movimiento indígena brasileño, este jueves, con su hijo en el evento encabezado por Caetano Veloso.JOÉDSON ALVES (EFE)

Bolsonaro ha encontrado en la guerra de Ucrania el pretexto para que la controvertida ley inicie el trámite parlamentario. Rusia, el principal suministrador de fertilizantes a Brasil, suspendió hace unos días las exportaciones con lo que hay escasez y precios desbocados. “El presidente ha usado el argumento de que va a faltar potasio, diciendo que hay (reservas de potasio) en tierras indígenas y que por eso es necesario autorizar la explotación de tierras indígenas”, afirma Suzi Huff Theodoro, geóloga y profesora de una Universidad de Brasilia. De ser aprobada, la norma autorizaría la explotación de los minerales, la agricultura y la generación de energía en esos ecosistemas que los indígenas preservan como nadie y son cruciales para mitigar el calentamiento global.

Los aliados de Bolsonaro en el Congreso iban recabando estos días apoyos gracias a ese argumento. Brasil tiene grandes reservas de potasio en la Amazonia, parte de ellas dentro y en torno a las tierras donde viven los indígenas. Pero además del veto legal, existen dificultades técnicas para extraer del subsuelo el potasio, necesario para los fertilizantes, que son, a su vez, esenciales para el sector agrícola de Brasil.

Caetano Veloso y el amplio elenco de artistas que le acompañaron en el concierto celebrado en el corazón político de Brasilia protestaban contra este proyecto de ley y otros muchos. Es lo que denominan el paquete del veneno, que incluye propuestas que pueden resultar catastróficas para Amazonia. Los críticos sostienen que van a debilitar los trámites para dar permisos medioambientales, el uso de pesticidas, la apropiación de tierras y la minería clandestina. Otra de las medidas, que está siendo contestada en los tribunales, impediría que los indígenas que fueron expulsados sus tierras antes de la Constitución de 1988 pudieran regresar a ellas.

Antes de subirse al escenario, el cantante y compositor se reunió con el presidente del Senado, Rodrigo Pacheco. Y Chico Buarque ha telefoneado este jueves a Pacheco para expresarle su repudio a las propuestas legislativas, según la web Midia Ninja: “Nadie está en contra del agronegocio en sí, sino contra la falta de límites y la codicia desenfrenada”.

Por su parte, la geóloga Theodoro recalca que existen alternativas al potasio y que las autoridades deberían fijarse en ellas. “Brasil no necesita explotar el potasio de la Amazonia, existen otras fuentes para los fertilizantes, como la harina de roca, que es más barata y ofrece resultados favorables”, explica.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: